5 causas del deterioro de las fachadas de ladrillo

Aunque son varios los factores que pueden producir daños y deterioro de las fachadas de ladrillo, hoy vamos a centrarnos en cinco de ellas. 

Principales causas del deterioro de las fachadas de ladrillo

1. Causas relacionadas con la forma y ajuste de la fachada de ladrillo

deterioro fachadas de ladrillo

Dentro de las mismas, existen principalmente dos factores que pueden “ayudar” al deterioro de las fachadas de ladrillo. Por un lado, la cantidad de materia de agarre utilizado en la parte posterior del ladrillo, y por otro, el corte del mismo. La conexión entre la fachada y el muro de carga se basa en la resistencia y deformidad del material utilizado para crear la unión entre el muro de soporte y la fachada de ladrillo. Es necesario asegurar cada uno de los materiales para que tengan una perfecta adherencia. El material de agarre, como el mortero, debe comportarse de manera elástica y no sufrir daños si se encuentra bajo tensión.

2. Variación de la temperatura

La variación de la temperatura puede provocar movimientos y deformaciones de la fachada del ladrillo. Para eliminar o disminuir los daños por variaciones de temperatura se recomienda hacer que la resistencia de las juntas de mortero sea menor que la del ladrillo, garantizando así la rotura del mortero antes que del ladrillo. En el caso de que llegue a producirse, la reparación de la junta de mortero siempre será mucho más sencilla que la del ladrillo.

3. Humedad

La aparición de humedades en fachadas de ladrillo y juntas de mortero provocan contracción y expansión. Generalmente, este movimiento no da lugar a deterioro de las fachadas de ladrillo, pero si es persistente sí que perjudicaría, y mucho, a los daños. Existen varias causas que ayudan a que la humedad penetre en los ladrillo, como la mala construcción, la dirección de la estructura, la mala calidad del ladrillo y la calidad del mortero y aditivos.

Las grietas desarrolladas en el mortero es la principal causa de que penetre la humedad. Al menos que se elimine el factor que conduce a la penetración de la humedad, este problema no se podrá solucionar.

4. Prácticas constructivas

Existen errores de construcción como, por ejemplo, omitir la provisión de medios adecuados para la ventilación en áreas específicas de la fachada, que conducen a retener y acumular agua. La solución siempre pasa, evidentemente, por eliminar estos errores.

5. Condiciones ambientales

Las condiciones ambientales influyen mucho en el comportamiento de las fachadas de ladrillo. La evaporación de la humedad en la pared se ve muy afectada por las condiciones alrededor de la estructura. La humedad existente en el aire, la temperatura ambiente y la velocidad del viento influyen en la tasa de evaporación.  La fachada de ladrillo se deteriora principalmente durante el mojado y secado e influye notablemente en los daños de la fachada de ladrillo. Está comprobado que las fachadas de ladrillo que están expuestas frecuentemente a la lluvia y al viento sufrirán un más rápido y mayor deterioro que aquellas que no lo están.

Si necesitas más información sobre rehabilitación de fachadas en Madrid,  puedes contactar con nosotros en el teléfono 91 348 50 71  o bien a través del correo electrónico info@obrasyproyectosaria.com. Realizaremos un estudio sobre el estado de la fachada, buscando siempre la mejor solución posible.

Artículos relacionados

LLAMAR contactar por telefono